¿A que aspira el Perú?


Esta pregunta viene rondando en mi cabeza hace mucho tiempo y es que la verdad hasta ahora no sé a que aspira el Perú, recuerdo elecciones presidenciales y siempre se ha hablado de generar empleo, de mejorar la economía, pero nunca se ha dicho a que queremos llegar como nación.

Algunos dirán que queremos ser una potencia como los Estados Unidos, Europa ó Japón, otros dirá que no, que mejor seamos como China, otros atrevidos y desfazados estarán soñando con convertir al Perú en una suerte de Venezuela chavista, otros, menos atrevidos y con menos aspiraciones querrán volver a los años 90’s a enlodarse cual “chanchitos” en la corrupción generalizada ya que para ellos el Perú “nunca va a cambiar”.

Hasta aquí todo es puede ser válido sin embargo seguimos, como siempre, soñando en igualarnos a los demás, ¿es qué acaso no podemos generar nuestra propia agenda?, ayer recibí un mail de un amigo militar donde nos compartía un artículo escrito por un comandante de la marina que trataba de explicar y argumentar el porque el Perú debía tener unas fuerzas armadas poderosas, dió ejemplos de la Francia de 1939 y del mismo Perú de 1879, ejemplos válidos.

Sin embargo se olvidó en su análisis observar que existen Países que no cuentan con ejércitos como lo son Suiza, Panamá y algunas islas caribeñas que comparten en común el ser paraísos financieros y que ha estas alturas han demostrado que mas poder acumulas cuando tienes el manejo del capital que cuando tienes un ejército poderoso, por este motivo Suiza nunca fue invadida por la Alemania nazi a pesar de ser un minúsculo País con el que comparten fronteras.

Y aqui viene lo interesante y es que en el Perú aún se determina la agenda política en base a los intereses de pequeños grupos, así, por ejemplo, los militares tienen su propia agenda y los empresarios la suya, los sindicatos manejan sus propias aspiraciones y el poblador común compra cada una de esas agendas dependiendo como se las vendan y es que el Perú no tiene una agenda definida.

Por ejemplo, mantener un ejército poderoso sólo sirve para aspiraciones hegemónicas en la región ó para solventar el poder de algún grupúsculo oligárquico, así, en nuestro País, el ejército cobra vigencia a través de la agenda que lleva más de un siglo con el tema de la guerra con Chile, ahora imaginémos que el Perú se convierta en un paraíso financiero y tenga la capacidad de absorver capitales chilenos, ¿Ustedes creen que ellos pensarían siquiera en atacar al Perú?

Las aspiraciones de un País se deben determinar en base a una agenda que contemple diversos factores pero que, sobretodo, contemple nuestras fortalezas estratégicas frente a los vecinos de la región, así, si nos convertimos en paraíso financiero habremos dado un paso adelante, fortaleceríamos nuestros indicadores económicos y fortaleceríamos  a nuestra sociedad, asimismo neutralizaríamos a los vecinos.

Para que esto suceda se necesitan muchos cambios, cambios en las regulaciones del sistema financiero, cambios sistemáticos en regulaciones fiscales, etc. No es imposible, sólo se necesita voluntad, van a haber detractores pero hay que tomar conciencia que esos detractores sólo dependen de intereses particulares y que si queremos salir adelante debemos dejar de lado los chauvinismos baratos, sentar los pies sobre la tierra, pensar en nuestros hijos y comenzar a trabajar.

El Perú tiene la mesa servida hoy para llegar a ese punto, yo lo creo así ¿Y Usted?

Anuncios